“Es una mala señal, se está echando al tarro de la basura la Constitución”

Diario El Universo, 17 de enero del 2011

Entrevista a Alberto Acosta

El Gobierno defendía esta Constitución, ¿cómo ve que ahora se la quiera reformar?

El Presidente (Rafael Correa) tiene todo el derecho de convocar a una consulta. Pero hay temas preocupantes, uno es la decisión de ‘meter mano’ en la justicia, eso es inconstitucional, no conviene para la institucionalización democrática del país.

¿Esta falta de institucionalidad alarga el régimen de transición?

No vamos a hacer un proceso más rápido del que ya está en marcha. Sabemos que el Consejo de Participación ya tendrá conformado el Consejo de la Judicatura en junio, con la vía que propone el Ejecutivo se va a demorar más el proceso de transición… el tiempo que se demore la Corte Constitucional en evaluar las preguntas, más la organización de la consulta y resultados, que se posesionen, son cerca de 180 días. ¿Cuánto hemos ganado en el tiempo y cuánto hemos perdido en la institucionalidad de país? Y si bien se eligen los mejores jueces, cuando se acabe este gobierno, el próximo Presidente dirá ‘yo también quiero cambiar las cortes’.

¿Se está atropellando la Constitución?

Sí, y no entiendo para qué. Hay que ir despacio. No atropellemos las instituciones, hagamos las cosas con calma.

¿Cuáles son los efectos?

Se golpea la Constitución, se reduce el poder ciudadano que recién estaba configurándose, el mismo que ahora el Presidente cuestiona, aun cuando él lo apoyó. Esto es una muy mala señal para un proceso que todavía tiene algunos años por delante. Se está echando al tarro de la basura la Constitución.

¿A qué le recuerdan estos procesos?

A este tipo de prácticas de la partidocracia. En 15 años ha habido cuatro recambios en las cortes y no se han resuelto los problemas. Hay que institucionalizar la justicia, pero ahora lo que hace este gobierno es darle un golpe muy duro a la Constitución.

¿Hay fines políticos detrás?

No se cuál es el objetivo final. En Montecristi se pretendió meterle mano a la justicia, al menos cuando fui presidente de la Constituyente no lo permití porque algunas personas del movimiento oficialista trataban de meterle mano. Es indispensable reformar la justicia, pero ya está un proceso en marcha institucionalizado. ¿Será que no confían en la obediencia de los miembros del poder ciudadano?

 

FUENTE: http://www.eluniverso.com/2011/01/17/1/1355/es-mala-senal-esta-echando-tarro-basura-constitucion.html

 

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.


*


12 + diez =